El Colegio de Abogados de Oviedo organizó el pasado mes de marzo un curso práctico de Derecho de Familia. El Derecho de Familia es un derecho complejo, en permanente evolución, y que precisa una continua formación por parte de los abogados de familia.

Gracias al curso los abogados en Oviedo han accedido al estudio de las últimas novedades doctrinales y jurisprudenciales sobre derecho de familia, divorcios, separaciones y uniones de hecho.

A lo largo del curso impartido a los abogados de Oviedo se trató la problemática de la patria potestad, custodia y derechos de visita en situaciones de violencias de genero.

Las empresas, sociedades y actividades económicas en la liquidación de la sociedad de gananciales fueron estudiadas por D. Angel Rebolledo Varela, Catedratico de Derecho Civil.

Se debatió también sobre aspectos relativos al régimen legal de filiación, reproducción asistida y gestación subrogada y la ejecución de títulos judiciales en materia de derecho de familia.

A los cursos, desarrollados durante el mes de marzo durante 15 horas lectivas, asistieron numerosos abogados de Oviedo matrimonialistas  especializados en derecho de familia. Son numerosos los despachos de abogados en Oviedo dedicados al Derecho matrimonial y de Familia cuyos miembros asistieron a los cursos.

Según las últimas estádisticas han aumentado los procesos de divorcio y de familia en los juzgados de Asturias.

El incremento de la litigiosidad supone que los abogados matrimonialistas en Oviedo tendrán un importante incremento de su actividad. El derecho de familia no sólo supone la litigación en divorcios, separaciones y nulidades. Tambien comprende la intervención en caso de crisis de uniones de hecho y en solicitudes de guarda y custodia compartida, pensiones de alimentos y régimen de visistas.

La liquidación de la sociedad de gananciales es otra de las materias fundamentales en la actividad de los abogados de Oviedo y Asturias. La crisis matrimonial requiere regular las consecuencias respecto a los cónyuges y los hijos y también decidir el reparto del patrimonio común del matrimonio.